7 Razones por las que estudiar un MBA

Por qué estudiar un Master MBA

El mercado de los MBA está en expansión. Cada vez son más personas quienes tienen como primera opción postgrado estudiar un MBA. Y la verdad es que no nos sorprende.

Hace unos años, los Master Business Administration (MBA) parecían ser estudios aptos exclusivamente para profesionales que ocupaban altos cargos, personas con larga experiencia profesional o, en el caso de recién graduados, aquellos alumnos que tuviesen muchos recursos económicos o unas calificaciones destacables.

El panorama es muy distinto actualmente. Los MBA se han convertido en un máster accesible para casi todo el mundo. La extensa oferta y la multitud de variedades o especializaciones hacen que existan tantos tipos de MBA como perfiles profesionales: desde programas MBAs bilingües hasta másteres especializados en áreas tan concretas como ‘Gestión de Hoteles de Lujo’.

En cuanto a los perfiles profesionales que deciden formarse o ampliar sus conocimientos en gestión de empresas es variado, desde empresarios, directivos,  emprendedores, cargos medios, profesionales liberales, etc. En las aulas siempre hay un porcentaje elevado de ingenieros que eligen estudiar un MBA para completar su formación técnica con competencias de dirección empresarial.

Estos programas, como decimos, son los más estudiados en España, y también a nivel mundial. En EEUU se encuentran los mejores MBA del mundo y cada año se publican rankings donde aparecen Escuelas de Negocios Españolas escalando posiciones.

Las razones para estudiar un Master en Administración y Dirección de Empresas son infinitas. En este artículo, te resumimos en 7 apartados los principales motivos que te harán decantarte por este tipo de estudios.

Estudiar un MBA con contenido actualizado

Muchos estudiantes salen de la Universidad pensando que nada de lo que han aprendido les servirá en un futuro. La verdad es que, en la mayoría de las ocasiones, los planes de estudios universitarios están desconectados de la realidad o se han quedado obsoletos.

Los MBA, al contrario que en otras formaciones, son másteres muy adaptados al mundo real por dos motivos:

  1. Estos estudios suelen impartirse en Escuelas de Negocios donde la mayoría de los profesores son también profesionales del mundo de la empresa o emprendedores. Al contrario, en las universidades, el profesorado suele estar formado por docentes universitarios, especializados en investigación. Los primeros están más familiarizados con el ámbito privado y basan su enseñanza en experiencias reales. Mientras tanto, los segundos, se mueven más en la esfera pública.
  2. Las Escuelas de Negocios suelen ser empresas privadas, lo que les obliga a actualizarse completamente para competir en el mercado. Esto provoca que se adapten con más facilidad a los cambios, tanto en contenidos como en metodologías.

Énfasis en las soft skills

Existe muy poca oferta formativa que se focalice en trabajar la personalidad de los alumnos. A pesar de que cada vez se habla más de la importancia de dejar de lado la memorización para pasar a trabajar otros aspectos, el sistema educativo tarda mucho en adaptarse.

La digitalización ha puesto de manifiesto la importancia de que todas las etapas educativas se centren en trabajar las denominadas ‘competencias 4.0’ o ‘soft skills’ (habilidades blandas). Entre estas encontramos el trabajo en equipo, el liderazgo, la resiliencia, la capacidad de comunicación, la asertividad, el manejo del estrés…

Los MBA están completamente enfocados a trabajar estas habilidades. Al estudiar un MBA, el aprendizaje de las soft skills va implícito en la metodología utilizada en la mayoría de los Master of Business Admistration: el Método del Caso. Este método hace hincapié en la necesidad de anteponer la práctica y la resolución de problemas al aprendizaje memorístico.

Para estudiar un MBA no es necesaria una gran inversión

Al contrario de lo que se suele pensar, cursar un Master Business Administration no es excesivamente caro. Si bien es cierto que existen másteres que muy pocas personas podrían permitirse, entre los MBA hay mucha variedad – es cuestión de buscar el que mejor se adapte a tus necesidades.

En esta página web puedes encontrar los precios de la mayoría de MBAs de España y comparar sus precios. Te darás cuenta de que algunos de ellos son muy asequibles, como el precio de los masters universitarios e incluso encontrarás algún programa completamente becado.

Una oportunidad para hacer contactos

No cabe duda de que uno de los puntos fuertes de estudiar un MBA es que entrarás a formar parte de una gran red de contactos. Las personas con las que compartirás clase tienen inquietudes e intereses muy similares a los tuyos. Podréis compartir ideas y aprender mucho los unos de los otros. Además de hacer networking, habrá gente con quien comenzarás verdaderas amistades e, incluso en algún caso, encontrarás socios para hacer negocios en el futuro.

Existen miles de historias en las que compañeros del MBA han acabado llevando a cabo juntos proyectos de emprendimiento. Como el trabajo de fin de máster suele ser diseñar un proyecto de negocio, muchas personas deciden materializarlo.

Para los estudiantes más abiertos, la red de contactos se expandirá hasta llegar al profesorado. En un máster con estas características, la distancia entre profesor y alumno se reduce bastante, debido a la metodología usada y el perfil de los estudiantes. No pierdas la oportunidad y pregunta todo lo que puedas. Los docentes suelen estar muy bien posicionados en el mundo profesional y estarán encantados de ayudarte.

Tus ingresos crecerán

Como hemos mencionado antes, no es necesario hacer una gran inversión para cursar un MBA. Además, por si fuera poco, los datos demuestran que la inversión se recupera muy rápido.

Dado que con una titulación MBA tu posición en el mercado se vuelve mucho más competitiva y tu nivel de cualificación se eleva, los márgenes salariales a los que accederás serán mayores.

Posibilidades de promoción

El perfil que solemos encontrar entre los estudiantes de un MBA Executive suele ser de persona que lleva varios años trabajando en una empresa. Es curioso porque el porcentaje de personas activas en los aulas suele ser mayor que el de desempleadas.

Estos alumnos, por lo general, son personas ambiciosas que quieren ascender a puestos de mayor responsabilidad y han comprobado que necesitan una formación específica para hacerlo. El MBA es el programa de Máster que mejor te prepara para hacer frente a responsabilidades directivas.

Capacidad de emprendimiento

En el peor de los casos y de manera muy poco probable, imagina que que no consigues la promoción que deseabas. Si esto ocurre, siempre quedará el emprendimiento. También hay muchas personas que se embaucan a estudiar un MBA directamente con esta idea en la cabeza, desarrollar su idea de negocio. De esta manera garantizas que tienes los recursos y habilidades necesarias para dirigir tu propia empresa.

Nuestro país tiene un déficit muy grande de emprendedores. Una de las principales causas es que no nos sentimos con las herramientas o habilidades necesarias para hacerlo.

Para emprender hay que tener una visión holística de la empresa, control sobre un montón de factores y confianza en uno mismo. La formación que aporta un MBA y la sensación de liderazgo que tendrás al finalizarlo te ayudarán a hacer realidad tus ideas.

A continuación, en la infografía, se resumen las razones principales expuestas en el artículo.

7 RAZONES PARA ESTUDIAR UN MBA

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *